Apagón de Internet enfría movilizaciones en Cuba | Internacional

Apagón de Internet enfría movilizaciones en Cuba |  Internacional

A tres días de las protestas que sacudieron varios pueblos y aldeas de Cuba y conmocionaron la vida política del país, continúa el apagón informativo por el cierre de internet y datos móviles, que fueron clave en la convocatoria a manifestaciones. El miércoles aún era imposible acceder a las redes sociales desde el teléfono, lo que avivó la confusión por la noticia de posibles incidentes en algunas ciudades y en las calles de La Habana, donde la presencia policial sigue siendo muy numerosa.

La avalancha de información del exterior, mezclada con el silencio oficial y noticias falsas – Las fotos de los disturbios en Egipto se publicaron en Facebook como si se tratara de Cuba – dificultaron la evaluación de la realidad. El canciller cubano, Bruno Rodríguez, aseguró este martes que el país está «tranquilo y lleva una vida normal», confió que los incidentes «no volverán a suceder» y acusó directamente a Washington de estar detrás de lo sucedido en la isla el domingo pasado. él describió. como «disturbios a una escala muy limitada y no una epidemia social»

Más información

La situación en las principales calles de La Habana estuvo tranquila el miércoles. Pero también parecía ser lunes, y las propias autoridades confirmaron que ese día se produjeron graves incidentes en el barrio Arroyo de Naranjo, en los que resultó muerto un hombre de 36 años. Según la versión oficial, policías y defensores del gobierno se enfrentaron a un grupo de manifestantes que «en su intento de huir de la acción, destrozaron casas, prendieron fuego a contenedores y golpearon líneas eléctricas, además de ‘atacaron con cuchillos, piedras y objetos contundentes’ ‘. . protestas contra los agentes y civiles en el lugar ”. Hubo varios heridos y detenidos, y el fallecido, de nombre Diubis Laurencio Tejeda, solo tendría antecedentes penales, sin precisar las circunstancias de su muerte. El propio comunicado oficial, que no describe las causas de la protesta, muestra una realidad absolutamente inédita en Cuba.

Varias organizaciones anticastristas pero también ONG de derechos humanos que suelen criticar al Gobierno han difundido imágenes y videos de detenciones, enfrentamientos y episodios de violencia policial excesiva, pero la mayoría de ellos no han sido corroborados por la prensa extranjera. En estos momentos de confusión, es en las redes y en la información donde se libra la batalla y la beligerancia.

El canciller Rodríguez aseguró en conferencia de prensa que Estados Unidos hace un uso «obsceno» de la manipulación de datos y utiliza su «monopolio» sobre herramientas de alta tecnología para generar «una operación de comunicación a gran escala» y «desinformación» para desacreditar al cubano. gobierno, provocar disturbios y lograr un cambio de régimen.

Sobre el corte de internet, Rodríguez negó que se tratara de una política oficial y lo comparó con «cortes de luz» y «obvias dificultades en el suministro eléctrico». “En estos días ha habido una falta de energía eléctrica, lo que también afecta el funcionamiento de redes, nodos, servidores y telecomunicaciones”, dijo, señalando que “en un país donde tenemos una aguda escasez de medicamentos, es cierto que los datos falta pero también falta la droga ”. El martes también se difundió la noticia de que Estados Unidos estaba proporcionando una aplicación para tener internet gratis en Cuba, lo que la Embajada de Estados Unidos negó.

En este enredado entorno, las imágenes reales que paulatinamente se han ido dando a conocer sobre las manifestaciones de los últimos días, las detenciones y el uso de la fuerza por parte de la policía, han tenido un impacto notable en artistas y académicos de prestigio, como el dramaturgo Carlos Celdrán, Nacional Premio de Teatro. «No a los golpes, no a la arbitrariedad, no a los malos tratos. No puedo seguir viendo lo que veo sin colapsar. Cada video de represión policial que aparece me deja sin opciones. Sin alternativa. Di mi vida en Cuba a través del teatro, luché y resistí grandes cosas, me encanta lo que con tantos artistas hemos construido contra viento y marea. Pero eso no se puede aceptar ”, escribió Celdrán.

En la misma línea, el músico Leo Brouwer, toda una institución en su país, se expresó: “¡Qué dolor, qué tristeza que se haya alcanzado el abuso de poder! … Nunca imaginé que la policía en Cuba atacaría a personas pacíficas. como nosotros los cubanos. Cuando los cubanos protestan, ¡no hay duda de que la política o mejor dicho, el poder político y militar ha sido superado! «.

Suscríbete aquí para boletín de EL PAÍS América y reciba todas las claves informativas de la situación actual de la región.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *