el abono de Montjuïc será más barato que el del Camp Nou

«Todo lo que sube tiene que bajar». Es una frase atribuida a Isaac Newton y la formula sobre las leyes de la física. No sabía el hombre que pasaría a la posteridad y que algún día podría utilizar ese enunciado para aludir al movimiento que han experimentado el precio de los abonos del Barça para el estadio de Montjuïc. Subieron tanto de golpe que han bajado. Pero no por el fenómeno de la gravedad, sino por una corrección forzada y voluntaria, nada natural.

El descenso ha sido tan notable como abismal fue el aumento. Cuestiona más. El caso es que, ahora, ir a verlo al Barça a Montjuïc ya no será más caro que verlo en el Camp Nou. De lo contrario. Será más barato. La junta ha decidido aplicar una doble rebaja a los precios que había impuesto para la próxima temporada. No solo ha reducido el precio que decretó el pasado 25 de abril, sino que también lo ha bajado respecto a los cuadernos actuales.

Contenido del Artículo

25% menos

El as nuevas tarifas registrar una reducción del 25% en el abono. El asiento de Lateral del Camp Nou, por ejemplo, que valía 755 euros en el estadio y ascendió a 1.002 euros en Montjuïc pasa a costar 500 euros. O la grada de Gol, desde 514 euros y que sube a 723 euros, valdrá 360 euros.

Hace un mes sentaba Fort en la sala de prensa del Camp Nou para explicar los detalles del traslado al exilio de Montjuïc. Lo más relevante, por las reacciones que suscitó, fue el anuncio de los precios, que experimentó un incremento de entre un 30% y un 40%.

Fuerte sintió ayer en la misma silla. Esta vez sin Jordi Portabella, el director de sostenibilidad, qu’aquella tarde expuso los planes de movilidad. No han variado esas ideas ni han sufrido críticas, ya que el movimiento a la montaña no empezará hasta septiembre, tal vez porque los socios estaban avisados ​​de las restricciones que se aplicarían en los vehículos.

No estaban avisos ni esperanzas por el espectacular aumento de los cuadernos. “Todos tenemos familia y amigos y quedó la sensación de que el precio era muy alto”, confesó Fort para justificar la rectificación. «La medida se ha tomado independientemente de los números de abonados registrados para el estadio olímpico», agregó la vicepresidenta, sin querer revelar el número de abonados que se habían registrado. Algunas informaciones lo cifraron en bajar a los 8.000 de las 27.385 plazas reservadas para quienes tienen una butaca en el Camp Nou.

«Todos tenemos familia y amigos y quedó la sensación de que el precio era muy alto. La idea de Joan Laporta de rebaja ha sido y la hemos acogido con alegría»

Elena Fort / Vicepresidenta Institucional

La rectificación de la junta -«la idea a sido de Joan Laporta y la hemos asumido con alegría», aseguró la vicepresidenta- implica una marcha atrás en toda regla. A literal borrado y cuenta nueva. Aquellos socios que se habían apuntado para ir a Montjuïc tendrán que hacerlo de nuevo.

fiesta de despedida

noticias relacionadas

El proceso vulve a empezar. La operativa será la misma: los días 30 y 31 los abonados con un 85% de asistencia tendrán preferencia para elegir ubicación, pero también la tendrán los que se habían apuntado en el formulario anterior. Se elegirá gradería o zona (Gol, Córner -con la modalidad de visibilidad reducida, más barata, por supuesto–, Lateral o Tribuna) pero no asiento y habrá que confirmar la asistencia seis antes de cada encuentro.

Este domingo, el Camp Nou vive su última fiesta. La junta ha preparado una fiesta de despedida ante el Mallorca, cuyo horario podría variar respecto al fijado inicialmente (19.00 horas). Fort encareció a los socios a que acudan al Camp Nou en la tarde del adiós: al estadio en sí y también para el último baile de Sergio Busquets y Jordi Alba.