«El matrimonio está roto; él lo usó»

"El matrimonio está roto; él lo usó"

A pesar de todos los años de amistad con Rocío Carrasco, Belén Rodríguez no deja nada en el tintero a la hora de hablar de Antonio David Flores, su cada vez más débil relación con Olga Moreno. y cómo se beneficia incluso del trabajo de su hija, Rocío Flores.


En su entrevista a Jorge Javier Vázquez para Lecturas, el certamen, que conoce los entresijos de la vida del ex guardia civil, diseccionó la situación actual entre Antonio David y su esposa y actual candidata de Los sobrevivientes, ninguno de ellos sale bien de su visión.

Según Rodríguez, y pese a la imagen que dan del exterior, actualmente hay un cisma dentro de la familia tratando de distraer declaraciones de la hija de Rocío Jurado sobre el maltrato psicológico al que la sometió su expareja.

De hecho, el colaborador cree que Antonio David sigue usando a Olga como escudo Pese a la distancia actual que los separa, en vista de que la diseñadora sigue, desde Cayos Cochinos, comentando la relación entre su marido y Rocío Carrasco.

«Antonio David utilizó a Olga en su papel de buena madre frente a Rocío», Belén afirmó, que entiende que, de todos modos, todavía está deliberando en su interior cómo enfrentar las infidelidades de la ex colaboradora que está en el centro del huracán mediático.

«Estoy convencido de que se separará de Olga cuando termine Los sobrevivientes. Este matrimonio se rompió hace mucho tiempo. «Explica, argumentando que Antonio David ya le ha exprimido todo lo posible a su pareja, quien, en opinión de Rodríguez, «tendrá tiempo para pensar» una vez que se hagan sus predicciones.

En medio de la vorágine está Rocío Flores, que sigue colaborando con Telecinco, y que para Belén es una figura clave en la dirección de Antonio David. “Le va muy bien que su hija esté en televisión; lava su imagen «, Agregar.

De hecho, no le sorprende en absoluto que muchos programas cumplan con los términos de la joven siempre que ella esté sentada en una de sus sillas. «Obviamente cualquier programa quisiera tenerlo», admite, justo antes de evaluar el impacto.

«Lo sé desde El programa de Ana Rosa La habían manoseado desde antes de que todo sucediera. Pero no creo que te compense. Para empezar, no es su profesión ”, Argumenta Belén Rodríguez, quien cree que debe ser su padre quien le haya dicho «que no lo haga», aunque tiene pocas esperanzas.

“Te dirá que lo único que le preocupa es el bienestar de sus hijos, lo cual le pidió que no hiciera. Pero es bueno para él estar ahí: logró distraerlo como abusador para que solo pudiera hablar de la razón por la cual Rocío no llamó a su hija. Él lo usa. Así se alimenta de nuevo el discurso de la mala madre, porque de lo contrario llamaría a su hija después de verla llorar ”, concluye.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *